RESEÑA 3ª Cumbre de Seguridad Vial. Suecia, 20 febrero 2020 1. Por Gustavo Alonso Cabrera Arana, DrSP. Titular en Salud Pública UdeA, Medellín

RESEÑA 3ª Cumbre de Seguridad Vial. Suecia, 20 febrero 2020 1. Por Gustavo Alonso Cabrera Arana, DrSP. Titular en Salud Pública UdeA, Medellín

La Cumbre -cierre de la Década de Acción en Seguridad Vial-DASV 2011–2020, ante los pobres resultados en naciones de bajo o medio ingreso, y la pandemia de 500 millones de lesiones viales fatales y no fatales previstas en el mundo de 2020 a 2030, que pueden prevenirse pero son importante problema de Salud Pública- destacó la mejora en coordinación y aplicación de instrumentos jurídicos; en la participación social e información en prevención de los incidentes; en la inclusión en Objetivos de Desarrollo Sostenible-ODS a 2030; en el establecimiento del Fondo y nombramiento del Enviado Especial de Naciones Unidas; en mayor compromiso del Banco Mundial y otros bancos de desarrollo; en la mayor atención y recursos de gobiernos y actores privados, en especial para la Alianza Mundial en Seguridad Vial.

Las lecciones de la DASV señalan que el objetivo 3.6 de los ODS no se logra a 2020, pero que a 2030 es inaplazable adoptar el enfoque integrado-innovador de Sistema Seguro y soluciones sostenibles a largo plazo con colaboración inter-sectorial, sociedad civil, ONG´s e industrias. La necesidad de legislación y múltiples medidas innovadoras de promoción de la movilidad con atención especial a necesidades de seguridad de los más vulnerables, peatones y ciclistas, y los más expuestos, motociclistas y usuarios del transporte público, así como respuestas integrales de atención en lesiones viales, con aportes en gestión, tecnología, infraestructura, vehículos y riesgos comportamentales como el exceso de velocidad, alcohol-conducción, no uso de cinturones de seguridad, retención infantil y cascos, entre otros. Destacan el valor de las políticas públicas y planes basados en datos de calidad para perseguir la Visión Cero a 2050.

Para la reducción del 50% de muertes viales a 2030, y la Visión Cero a 2050, es necesario el compromiso político y financiero al más alto nivel global, nacional y territorial para cumplir estrategias y planes en que el enfoque de Sistema Seguro sea integral en el uso de la tierra, la planificación de la movilidad, el diseño de calles y carreteras y la gobernanza. Es un mandato acelerar el cambio a una movilidad más saludable, segura, limpia, eficiente y asequible, y promover la movilidad activa e integrada a modos de transporte público con sostenibilidad.

Es clave mejorar la gestión de la velocidad, incluido el énfasis en la tecnología para la aplicación de la ley en el exceso de velocidad, y exigir una velocidad máxima de 30 Km/h en zonas donde los usuarios vulnerables y vehículos se mezclan frecuente y planificadamente, excepto cuando existan pruebas que velocidades más altas son seguras, señalando también que los esfuerzos por bajar la velocidad tienen un efecto positivo en la calidad del aire y el cambio climático.

Es relevante asegurar que todos los vehículos a motor de dos y más ruedas vendidos en 2030 estén equipados con los niveles adecuados de seguridad pasiva y activa, y que se ofrezcan incentivos poblacionales para el uso de vehículos con un nivel creciente de seguridad.

Además, se debe instar a empresas e industrias de todo tamaño y sector, a que contribuyan en los ODS relacionados con Seguridad Vial, aplicando los principios del Sistema Seguro a toda su cadena de valor, con prácticas internas en su proceso de adquisición, producción y distribución, y a que incluyan informes de desempeño en Seguridad Vial en sus balances de sostenibilidad.

¿Y usted, en Movilidad Saludable, Segura, Sinérgica, Sostenible y Supralocal, que aportará?

Leer entrevista Gustavo Cabrera

Referencia 

1. United Nations/World Health Organization. Declaration of Stockholm. In: 3rd Global Conference on Road Safety. Achieving Goals 2030. Stockholm, 17-20 Feb 2020.

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.