La alternativa de transporte del Gobierno por el coronavirus en México

La alternativa de transporte del Gobierno por el coronavirus en México

La Secretaría de Movilidad (Semovi) instalará ciclovías emergentes en avenida Insurgentes y en el Eje 4 Sur con la intención de fomentar el uso de la bicicleta y ayudar a guardar la sana distancia en el transporte público, como parte del Plan Gradual hacia la Nueva Normalidad.

Las ciclovías serán bidireccionales y se instalarán en el carril de extrema derecha de esas vialidades, en las cuales corren las líneas 1 y 2 del Metrobús, respectivamente, indicó Andrés Lajous, secretario de Movilidad.

Las ciclovías emergentes se irán instalando por tramos y serán delimitadas con algunos elementos como conos, trafitambos o cintas, para brindar seguridad a los ciclistas, que se pretende sean usuarios de transporte público que cambien provisionalmente el uso del Metrobús por la bicicleta, evitando así aglomeraciones y riesgos de contagio.

El funcionario estimó que las ciclovías estarán instaladas en un par de semanas y se analiza que su operación se refuerce con un programa emergente de préstamo de bicicletas con las que ya cuenta el gobierno capitalino y que se utilizan para programas como el Paseo Dominical Muévete en Bici.

Incluso, Lajous planteó la posibilidad de crear un programa de beneficios para aquellas personas que adquieren una bicicleta para su movilidad en la Ciudad de México y con ello contribuyan a reducir las aglomeraciones en el transporte público.

Entre rojo y anaranjado es cuando nosotros prevemos que va a empezar a haber demanda, y lo que nosotros queremos es descongestionar esa demanda del transporte público y dar una alternativa en bicicleta”, dijo.

Estas dos emergentes conectarán con la red de ciclovías y ciclocarriles de la Ciudad de México.

En 2019, la Semovi amplió 98 kilómetros la red de ciclovías de la Ciudad de México y para 2020 tiene el proyecto de ampliar una cantidad similar, pero ahora algunas serán metropolitanas con penetración a municipios del Estado de México y una inversión de 120 millones de pesos, incluidos recursos del Fondo Metropolitano.

Además, la dependencia está en proceso de preparación de las bases para la renovación del contrato del sistema de bicicletas públicas Ecobici.

En algunas ciudades, como Berlín, Bogotá, Milán o París, se han implementado ciclovías provisionales como una opción para garantizar la movilidad con sana distancia y evitar las aglomeraciones en el transporte público.

En la Ciudad de México la bicicleta ya ha sido de utilidad en emergencias, por ejemplo, luego del sismo del 19 de septiembre de 2017, el sistema Ecobici se liberó para permitir a los capitalinos desplazarse libremente en estos vehículos, luego de que muchas vialidades y sistemas de transporte suspendieron servicio temporalmente.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.